Alarma para America Latina y el Caribe: Aumentan las cifras del hambre y la obesidad

 
Lun, 11/12/2018 - 06:00
El 6.1% de los habitantes, es decir 39.3 millones de personas, se ven afectados por falta de alimento y de una mala nutrición; mientras que el 60% de la población, equivalente a 250 millones de personas sufren de obesidad

Durante la última década la importancia de la nutrición en la población  latinoamericana  y del caribe ha tomado mayor relevancia. Desde hace tres años se observa como este problema se ha intensificado y a través de sondeos, se demuestra el aumento de las cifras a gran velocidad. Una parte significativa de la sociedad padecen de problemas nutricionales como la obesidad y el hambre.

El 6.1% de los habitantes, es decir 39.3 millones de personas, se ven afectados por falta de alimento y  de una mala nutrición; mientras que el 60% de la población, equivalente a 250 millones de personas sufren de obesidad, según el informe “Panorama de seguridad alimenticia y nutricional en América Latina y el Caribe” elaborado por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO),  Organización Panamericana de la Salud (OPS), Unicef y el Programa Mundial de Alimentos (WFP). Basado en el año del  2015 hasta el 2016, el incremento de personas con trastorno en la alimentación fue de 200 mil personas, la cual aumentó en el 2016 y el 2017 a 400 mil

El país que lidera este crecimiento es Venezuela, debido a su crisis política, económica y social; trayendo repercusiones en la salud de sus ciudadanos, aumentando las cifras de desnutrición en estos últimos años, con una cantidad de 600,000 personas desnutridas entre el 2014 al 2017, ascendiendo a 3,7 millones.

 
 

Haití continúa siendo el país con el mayor índice de trastornos alimenticios con 5 millones de personas, es decir 45.7% de los habitantes. Pese a esto, Haití acompañado por México, Colombia y República Dominicana son los países que desde el 2014 la desnutrición a disminuido, aunque continúan compitiendo entre los primeros puestos. Países como Chile, El Salvador, Costa Rica, Ecuador, Guatemala, Honduras, Jamaica, Nicaragua, Paraguay, Perú y Panamá mantienen a la cantidad de personas subalimentadas, sin  ningún tipo de cambio. Los únicos países que consiguieron descender notablemente el porcentaje del hambre a 2.5% fue Brasil, Cuba y Uruguay. 

A pesar que el hambre es un tema de amenaza; la obesidad y el sobrepeso son las otras enfermedades más comunes de la región. "La obesidad está creciendo descontroladamente. Cada año estamos sumando 3,6 millones de obesos a esta región. 250 millones de personas viven con sobrepeso, el 60 % de la población regional. La situación es espantosa", dijo el representante regional de la FAO, Julio Berdegué. 

 
 

Dentro del informe se señala el estrecho vínculo entre la desigualdad económica y social,la cual se desempeñan en ser las variables influyentes en estos problemas nutricionales como el hambre, obesidad y malnutrición en los sectores más vulnerables.

  • Se demuestre cómo el 8,4% de las mujeres de sectores pobres, viven en condiciones de inseguridad alimentaria severa; en cambio, con los hombres se revela que solo el 6.9 % estan afectados. 

De esta forma se demuestra la diferencia que existe entre los niveles sociales. "Estos se enfrentan a condiciones de alta vulnerabilidad social y económica y sufren el acceso inequitativo a servicios de salud y a dietas saludables" señaló Maria Crsitina Perceval, directora regional de la Unicef.

  • Compartir: