Chicago: un recorrido entre arte y arquitectura

 
Vie, 06/21/2019 - 15:00
Es un destino turístico importante de los Estados Unidos, con todo tipo de atracciones para todos los gustos: Más de 40 museos, cientos de tiendas, restaurantes de todo tipo —incluyendo más de 25 con estrellas Michelin—, estadios, bares y más de 200 teatros.

Fotos: Moe Petterson

Chicago bordea el enorme lago Michigan (tan grande que parece un mar). Se la conoce como la Ciudad de los Vientos y, después de Nueva York y Los Ángeles, es la tercera ciudad más habitada del país. 
 
En 2018 más de 55 millones de turistas la visitaron. Con razón. Es un destino turístico importante, con todo tipo de atracciones para todos los gustos: Más de 40 museos, cientos de tiendas, restaurantes de todo tipo —incluyendo más de 25 con estrellas Michelin—, estadios, bares y más de 200 teatros. Además, es una ciudad fácil de recorrer y amigable para el turista, con una amplia red de transporte público económico y eficiente. 
 
Una de las 10 atracciones más visitadas de los Estados Unidos está en Chicago: La famosa escultura refractiva Cloud Gate, conocida popularmente como The Bean. Está ubicada en el Millenium Park, donde además está la fuente de agua Crown, la cual muestra el reflejo de más de 1,000 personas; y el Instituto de Arte de Chicago con sus enormes y fotografiadas esculturas de leones a la entrada. A un lado está el Museo de Arte Moderno. En Millenium Park puedes fácilmente pasar mediodía recorriendo sus sitios de interés.
 
A unas cuadras, en el parque Grant, se encuentra la famosa fuente de Buckingham, donde  es posible apreciar un “show” de música y luces gratuito durante la temporada. 
 
Bordeando el lago se encuentra el Museum Campus Chicago, inaugurado en 1998, donde están ubicados tres de los principales museos de la ciudad:  el Shedd Aquarium, el Field Museum y el Adler Planetarium.
 
Un paseo en barco por el río Chicago y el lago Michigan es una de las mejores formas de ver y conocer la historia de esta ciudad y su importante legado arquitectónico. Hay muchas opciones de “tours” a lo largo del famoso Riverwalk que bordea el río y que está lleno de áreas de esparcimiento, restaurantes, galerías y hasta “tours” en kayak.
 
Otra de las principales atracciones es ver la ciudad desde las alturas. Hay dos alternativas: Una es el Skydeck, en el piso 104 de la torre Willis, cuyo suelo es de vidrio para ver hacia abajo y tiene vistas de 360 grados de la ciudad. Desde arriba se pueden ver los estados de Indiana, Illinois, Wisconsin y Michigan. La otra opción es subir al piso 96 de la torre Hanckock (ahora se llama 360 Chicago), con un panel de vidrio que se inclina para tener una vista impresionante de la ciudad.  
 
 
Ningún turista se puede ir de esta ciudad sin haber probado uno (o todos) los platos  icónicos: La Chicago style pizza (de masa extragruesa), los sándwiches de carne italiana y los “hot dogs” de fama internacional. 
 
Otro lugar muy visitado es el Navy Pier, un antiguo muelle de barcos militares transformado en un centro de entretenimiento. Allí hay una enorme rueda de la fortuna, el museo de niños de Chicago, juegos de feria, restaurantes y tiendas. Se trata de un sitio muy agradable para pasar  unas horas y tomar muy buenas fotos de la ciudad.
 
Para los amantes del teatro,  está Broadway en Chicago,  una compañía de producción teatral que durante todo el año presenta famosas obras de Broadway en cinco teatros históricos del centro de la ciudad. Hay muchas opciones de entretenimiento, espectáculos, “shows” de comediantes, conciertos y más.
 
Para los amantes del “shopping”, hay opciones en el centro de la ciudad para todos los gustos y bolsillos. Su Magnificent Mile es donde están las tiendas de lujo, mientras que  State Street tiene todo tipo de tiendas. Hay un “outlet” al lado del aeropuerto y otro en las afueras de la ciudad. 
 
 
Otros sitios importantes que puedes visitar, si tienes suficiente tiempo, son el Museo de Ciencia e Industrias, el más grande en el hemisferio oeste; el Field Museum, hogar del titanosaurio, el dinosaurio más grande que ha existido en el planeta; y el Museo de Arte Contemporáneo de Chicago, que tiene la mayor colección de pinturas impresionistas después del Museo del Louvre, en París.
 
Los amantes del deporte pueden visitar los estadios de béisbol de los Cubs y el Wrigley Field. Con suerte, puedes ver un partido de los Chicago Bulls. 
 
La mejor época del año para visitar Chicago es de junio a agosto.  Si hace buen clima, puedes descubrir la ciudad alquilando bicicletas o “segways”. También puedes tomar los buses turísticos. 

Leer más:  Planea tu primer safari

  • Compartir: