Ryan Murphy habla sobre la serie de Gianni Versace

 
“Fue un asesinato político”, dijo Murphy, quien defendió el duro uso de la palabra "asesinato” en el título de la serie

¿Crea la intersección de las vidas de un diseñador de modas y el asesino en serie que lo mató una saga política? 

Desde luego, dice Ryan Murphy, el poderoso productor ejecutivo de "The Assassination of Gianni Versace: American Crime Story", la segunda temporada del programa de FX que debutó en 2016 con la ganadora del Emmy "The People v. O.J. Simpson”. 

“Fue un asesinato político”, dijo Murphy, quien defendió el duro uso de la palabra "asesinato” en el título de la serie de 10 episodios que comenzará a transmitirse el miércoles a las 10 p.m. (hora del este). El atentado cometido en 1997 por Andrew Cunanan contra el innovador diseñador está envuelto en temas sociales que continúan resonando hoy, dijeron Murphy y los astros de la serie, el venezolano Édgar Ramírez y el puertorriqueño Ricky Martin. 

Cunanan (interpretado por el actor de "Glee" Darren Criss) era una "persona que se enfocaba en gente específicamente para avergonzarla y exponerla, y para obtener alguna forma de venganza por una vida que sentía que no podía vivir", dijo Murphy durante una sesión de preguntas y respuestas con reporteros. 

Ramírez, quien interpreta a Versace adulto, y Martin, quien encarna a su pareja Antonio D'Amico, coincidieron en entrevistas separadas con la visión de Murphy. 

Versace, quien tenía 50 años y estaba alcanzando aún más éxito cuando le dispararon frente a su fastuosa propiedad en Miami Beach, murió por prejuicios, dijo Ramírez, quien con un poco más de peso y el cabello teñido y reducido para "Versace” luce muy distinto a sus papeles en "Zero Dark Thirty" y "Carlos". 

Aunque Cunanan estaba en la lista de los más buscados del FBI y circuló libremente por Miami Beach antes de que Versace se convirtiera en su última víctima tras una carnicería por todo el país, no lo detuvieron por sus conexiones gay, dijo Ramírez. Cunanan, de 27 años, se suicidó pegándose un tiro una semana después del asesinado de Versace. 

“El tema de fondo es la homofobia y cómo la homofobia lo mató”, dijo Ramírez. “Eso es algo que surge una y otra vez cuando revisamos la investigación. ... Cunanan estaba en las noticias todas las noches, en la lista de los más buscados, y por alguna razón las autoridades no pudieron detenerlo”. 

Cunanan, nacido en California y retratado como un estafador profundamente perturbado, había cultivado relaciones con hombres ricos mayores y supuestamente había sido amante o amigo de dos de los cinco hombres cuyas muertes se le atribuyen. Entre sus otras víctimas están un pudiente constructor de Chicago y el custodio de un cementerio en Nueva Jersey. 

Ilustrar la intolerancia contra los gay es importante porque la comunidad LGBTQ todavía tiene que combatirla, dijo Martin, quien recientemente se casó con su novio Jwan Yosef. Como miembro de la comunidad gay el astro latino dijo que se siente comprometido a usar su fama para combatir el odio y la discriminación. 

“Si no uso el poder que da la música, o en este caso un personaje como este, estaría permitiendo que ocurra el crimen”, dijo Martin. Su amistad con Ramírez y Penélope Cruz, quien interpreta en la serie a Donatella Versace, la hermana del diseñador, fueron otros motivos que lo animaron a trabajar en la serie, así como la manera en la que se presenta la relación entre Versace y D'Amico. 

Sus lazos quedaron en claro en una conversación que tuvo Martin con D'Amico, quien en la primera escena descubre el cadáver de Versace inmediatamente después del tiroteo. 

"Ricky, mi amor por Gianni, nuestro amor, era abierto", recordó Martin que le dijo D'Amico. "Lo perdimos y nunca ha sido lo mismo”. 

La serie se remonta a la época del asesinato y detalla los caminos de Versace y Cunanan, ambas personas de origen humilde que alcanzaron la fama y el escándalo, respectivamente. 

En una escena crucial, Donatella Versace confronta a su hermano sobre su intención de salir del clóset a finales de la década de 1980. Ella afirma que la decisión casi sin precedentes podría afectar el imperio construido con el talento de Versace, quien combinaba el glamur de la alta costura con la sensualidad y la emoción de las celebridades. Versace se mantiene firme, apoyado por D'Amico. 

Basado en el libro "Vulgar Favors: Andrew Cunanan, Gianni Versace, and the Largest Failed Manhunt in U.S. History" de la periodista Maureen Orth, el drama ha sido criticado por la familia Versace. En un comunicado fue calificado como “una obra de ficción”, pues los familiares no autorizaron el libro ni participaron en el guion. 

Los productores de la serie y la editorial del libro de 1999 se defendieron. El libro de Orth es “una obra de periodismo de investigación cuidadosamente reporteada con fuentes extensas”, dijo Random House en un comunicado, mientras que FX Networks y Fox 21 Television Studios afirman que apoyan el trabajo periodístico “meticuloso” de Orth. 

Aunque los detalles de las conversaciones privadas no estaban disponibles para la dramatización, al igual que ocurrió con la serie de O.J. Simpson, el guion de "Versace" de Tom Rob Smith es "muy emotivo y preciso al mismo tiempo”, dijo Murphy. 

Una escena con una víctima que es retratada suplicando por su vida antes de que Cunanan la mate está basada en las lesiones de su cuerpo, dijo Smith. 

“¿Cómo fue la conversación? Tienes esos pequeños puntos de verdad y tratas de conectar el tejido entre ellos, pero yo nunca habría usado la palabra ‘embellecer’ o ‘inventar’. Es tratar de unir esos puntos”, dijo Smith. 

  • Compartir: