Cómo planificar tus finanzas personales en el 2019

 
Jue, 12/20/2018 - 13:33
Atrévete a seguir estos consejos para llevar finanzas saludables en los próximos 12 meses

Ilustración: Refinery29

Fin de año es una época en la cual siempre nos planteamos nuevos propósitos para el año venidero. Llevar finanzas personales saludables debe ser una prioridad porque de ello depende tu bienestar y futuro, al igual que el de los tuyos. Quiero comentarte que es posible lograr la salud óptima de tus finanzas personales, mediante una adecuada planificación financiera, que se basa en cinco pilares: la protección, el ahorro, el crédito, el plan de retiro y la inversión. Además, es importante considerar la mejor herramienta de control y seguimiento: el presupuesto.

Leer más: 6 aplicaciones que puedes probar para armar un presupuesto y seguirlo

  • La protección. Incluye los seguros que apliquen, según tu edad y activos adquiridos.  Si tienes automóvil, es necesario mantener una póliza de auto para protegerte en caso de una colisión. Si tienes una vivienda financiada a través de un préstamo hipotecario, debes contar con una póliza de vida que respalde la deuda bancaria y ampare a tus seres queridos en caso de que faltes.  Además, considera el uso de un seguro de incendio y otro de contenido para proteger tu hogar contra siniestros. 

Muchas veces no pensamos en los gastos médicos y cuando estos llegan desequilibran las finanzas familiares, por ello es prudente mantener un seguro de gastos médicos y hospitalización. La prevención es la clave para la tranquilidad familiar. 

  • El ahorro. Debes ser consciente de la importancia que tiene el ahorro para cubrir gastos imprevistos mediante el fondo de emergencias, así como alcanzar tus metas a corto plazo (estudios, viajes, auto, etc.), mediano plazo (compra de vivienda e inversiones) y largo plazo (jubilación).  
  • El crédito. Una buena planificación analiza con detenimiento los proyectos que se desean concretar y las fuentes de financiamiento disponibles, asegurándose de no sobreendeudar el futuro de la familia. No adquieras más de una tarjeta de crédito; pero si ya tienes varias y no puedes consolidarlas, abona hasta cancelar la que tenga menor saldo y continúa abonando el mínimo al resto de las tarjetas, esto te permitirá bajar el monto adeudado. Utiliza el crédito con disciplina, siempre honra tus compromisos, paga a tiempo y cuida tu historial de crédito. El buen crédito abre puertas.  
  • El plan de retiro. Desearás llegar a la edad dorada con la tranquilidad de contar con un plan de jubilación.  Mientras más temprano inicies, mejor. Lo primero que debes hacer es estimar el ahorro que deseas tener al momento de tu retiro, el cual deberá ser suficiente para cubrir la merma del 40% de tus ingresos (que se da en esta etapa) por un periodo de 30 años aproximadamente, con base en la expectativa media de vida de 85-87 años. Existen en el mercado planes de retiro con aportes desde $20 mensuales, con beneficios fiscales (deducibilidad de hasta el 10% del ingreso bruto anual), altos rendimientos (entre 4-6% anual), cuentas inembargables y plataforma legal de fideicomiso.
  • La inversión. Procura incluir las inversiones en tu planificación. Éstas se componen de depósitos de ahorro, activos fijos que generen ingresos por alquiler, como apartamentos, terreno, local comercial, etc., y compra de acciones o bonos. La idea de este rubro es que tengas múltiples fuentes de ingresos y no dependas solo de un salario.
  • El presupuesto. Cada pilar de la planificación financiera tiene un lugar reservado dentro de tu presupuesto personal o familiar. Un buen presupuesto te permite dirigir los recursos hacia tus prioridades, controlar el gasto y además dar seguimiento al cumplimiento de los objetivos trazados. El mismo debe elaborarse en un formato de 3 columnas: previsión o estimado, real y variación y debe detallar todas las fuentes de ingresos que se perciban, los gastos fijos y los variables. El saldo o remanente proviene de la diferencia entre los ingresos y los gastos. 

Si aún no tienes claro por dónde empezar, permite que un experto te guíe en el proceso. No improvises tu futuro financiero, constrúyelo de una manera sólida, a partir de pequeños cambios, pero con pasos firmes.   

 
  • Compartir: