Cómo prepararte para afrontar los gastos universitarios de tus hijos

 
Vie, 11/15/2019 - 11:00
Hoy día la educación no es tema negociable, cuando se trata de nuestros hijos hay formas para que puedas realizar esta inversión. Te damos algunos consejos para iniciar, nunca es temprano para hacerlo.

La mayoría de los padres quieren lo mejor para sus hijos y buscan la manera de asegurarles un buen futuro, les brindan educación para que tengan las herramientas con las cuales conseguir un buen trabajo, un hogar y éxito. 

Uno de los centros de educación más relevantes del país, la Universidad de Panamá, realizó  el estudio “Costos En Que Incurren Los Estudiantes Para Realizar Una Carrera En La Universidad De Panamá”, allí concluyeron que las carreras más costosas del centro educativo eran: Odontología, Medicina y Medicina Veterinaria, las mismas superan los 10 mil dólares. 

No es noticia que para aspirar a un salario óptimo en Panamá la educación universitaria es indispensable. Los estudios superiores no solo le brinda las herramientas a los jóvenes para que se conviertan en profesionales competentes, sino que más allá del conocimiento les permite relacionarse con personas con sus mismos intereses que un futuro se convertirán en colegas de una misma industria. La Escuela de Negocios de la Universidad de Harvard estimó que entre el 65% y 85% de los empleos se consigue por el networking.  

Ahorrar para la educación tus hijos es una inversión, tal vez pienses que es muy temprano para empezar hacerlo pero la realidad es que las universidades cada año incrementan más sus costos. 

5 ideas para empezar a ahorrar

1. Estima una cantidad mensual. Al examinar tus gastos, considera agregar una mensualidad para el futuro de tu hijo. Puede ser una pequeña cantidad como $25 dólares o más. Ten en cuenta que tendrás un aproximado de 18 años para poder lograr una suma responsable para sus estudios. Para que tengas una idea, si empiezas a ahorrar $150 dólares por mes cuando tu hijo nace, cuando cumpla su mayoría de edad tendrás $32,400. Eso sin contar que puedes tener este dinero en una cuenta que genere intereses y que eventualmente puedas aumentar la mensualidad. Con los diferentes sistemas que tienen las bancas en línea, puedes programar estas transacciones y tener una cuenta para este propósito. 

2. Sé más estricta con tus gastos. Empieza a hacer la cuenta sobre lo que en estos momentos inviertes en el colegio de tus niños e investiga cuál sería el costo de la universidad incluyendo matrícula, mensualidad, entre otros gastos. Siempre hay una cantidad de dinero que se puede ahorrar, en muchas ocasiones compramos cosas que son innecesarias, aunque lo neguemos esto pasa a menudo, si cortamos estos gastos es probable que este dinero se pueda guardar para la educación de tus hijos.

3. Haz cálculos. Intenta hacer un cálculo sobre lo que cuesta cubrir una carrera universitaria. Algunos factores que debes tomar en cuenta son: el costo de la carrera, hospedaje y comida (de estudiar fuera de Panamá, libros y materiales, gastos personales (transporte, ropa, artículos de higiene, etc.) y varios (celular, internet, entre otros). Cuando lo hayas sacado, promedia lo que costará cada año, esto te ayuda a considerar la cantidad que tienes que ahorrar para cubrir los gastos de toda la carrera. 

4. Elija una herramienta para llevar los gastos. Para preparar un presupuesto, te conviene utilizar una herramienta para monitorear los ingresos y gastos. Puedes utilizar desde papel y lápiz, una hoja de cálculo automatizada simple hasta una aplicación para la preparación de presupuestos. Muchos bancos ofrecen herramientas para la preparación de presupuestos, pregunta en tu institución bancaria si ofrecen este servicio. 

5. Revisa y haz ajustes. Una revisión de su presupuesto cada mes puede ayudarte a mantenerte al día con tus finanzas. En esencia, un presupuesto es un pronóstico de lo que sucederá; tómate el tiempo para volver y contar lo que realmente sucedió. ¿Dónde gastaste de más? ¿Dónde ahorraste? ¿Qué puedes hacer de manera diferente el próximo mes? Si bien es importante revisar su presupuesto todos los meses, también es probable que deba volver a calcular su presupuesto cada 3-6 meses, o cada vez que algo cambie drásticamente en su vida financiera.

Trabaja en su motivación

- Motívalos desde la escuela secundaria. Trabaja duro para alentarlos y mantenerlos motivados durante su formación. Mientras mejores sean las calificaciones, es más probable que puedan recibir becas. También aliéntalos a ser voluntarios y participar en actividades extracurriculares para aumentar sus posibilidades de obtener becas. 

- Anímalos a trabajar. Tan pronto como puedan conseguir un trabajo, anímalos a hacerlo. A parte de hacerlos más responsables, se sentirán que son parte de su gran inversión. Haz con tu pareja una discusión sobre qué porcentaje de cada cheque de sueldo debería destinarse a la universidad. 

- Ayúdalos a solicitar becas. Cuando llegue el momento, aliéntalos y ayúdalos a solicitar becas. Pueden acudir a entidades encargadas del tema, como IFARHU, o incluso a la universidad de su interés para optar por una. 

Leer más: 9 ‘TIPS’ PARA LAS FINANZAS

  • Compartir: